14.12. Las costumbres patriarcales ilustradas - conclusión

Las mencionadas en las entradas anteriores son algunas de las muchas costumbres culturales y sociales que existieron en el período de los patriarcas hebreos, y cuyos estrechos paralelos pueden encontrarse en los registros no bíblicos de esa época. Algunas de ellas existieron también en otros períodos, pero la mayoría no estuvieron en boga más que durante las centurias en las cuales vivieron los patriarcas.

Debe dejarse bien claro que los registros seculares antiguos no prueban la historicidad de los patriarcas, porque no se han encontrado documentos contemporáneos en los cuales se mencione por nombre, aunque sea uno de los patriarcas, o los sucesos en los cuales se encontraron. Sin embargo, estos registros han hecho posible creer en la historicidad de los patriarcas, porque todo su ambiente social y cultural, tal como se lo presenta, sólo pudo ser descrito por un autor contemporáneo.

El profesor E. A. Speiser de la Universidad de Pennsylvania, uno de los muchos eruditos que han defendido esta opinión, emitió el siguiente parecer hace unos cuantos años:

"No hay razón ahora para dudar de la autenticidad del ambiente general de las narraciones patriarcales. En cuanto a los hechos, los descubrimientos recientes han aumentado grandemente nuestro respeto por su exactitud esencial. No se trata, pues, de la historicidad de los personajes envueltos; lo que es de importancia en esta conexión es el hecho de que vidas como las de ellos (los patriarcas), llenas de incidentes aparentemente insignificantes, pueden ahora ser reproducidas o reconstruídas casi paso a paso, por medio de una cantidad de escritos cuneiformes que datan desde la primera mitad del segundo milenio a. C." E. A . Speiser, "Ethnic Movements in the Near East", Annual of the American Schools of Oriental Research, vol, 13, (1933), p. 43.

Él estaba en lo cierto, pues nuevos e importantes descubrimientos lo apoyan solidamente, pero hablaremos de eso en una próxima oportunidad.